30 Años de evolución en la medida de DQO (Demanda Química de Oxígeno)

La historia de HANNA Instruments ha sido y sigue siendo la rápida y eficiente adaptación a las tecnologías emergentes. Con la eclosión de la microelectrónica en 1995 HANNA lanzo su primera línea de fotometría de sobremesa por aplicaciones, acercando al laboratorio de forma sencilla el concepto de multiparámetro del espectrofotómetro pero simplemente escogiendo diferentes longitudes de onda y organizándolo por aplicaciones en diferentes fotómetros de sobremesa.

Desarrollamos después el termorreactor con diferentes opciones fijas de temperatura para la digestión de los viales predosificados y a la fabricación de estas, como el de la Demanda Química de Oxigeno (DQO), a las que añadimos nuestro servicio de proveedores externos para Certificar la calidad de los resultado para el Aseguramiento de Calidad Analítica conforme a estándares ISO, NIST, etc.

En la última década hemos incorporado a nuestros fotómetros la función patentada CalCheck que permite a nuestros fotómetros de sobremesa y portátiles comprobar en todo momento que el instrumento está midiendo correctamente incorporando funciones como:

  • Más de 75 parámetros en 1 sólo equipo
  • Medida en absorbancia
  • Registro de datos
  • Conexión a electrodos de pH

Por otra parte en nuestro compromiso con el Medio Ambiente se han desarrollado reactivos de DQO libres de mercurio y se ha diseñado un nuevo embalaje para reducir el impacto medioambiental.

Con todo ello, HANNA afianza su compromiso en facilitar al usuario las técnicas más complejas, llevando la complejidad y precisión del espectrofotómetro a medidas directas en un fotómetro además de su compromiso con el medio ambiente con el nuevo packaging de sus reactivos.

Publicaciones Relacionadas: